Problemas de crecimiento

 

Uno de los indicadores más importantes de la salud y el bienestar de un niño es la forma en que crece. Un incremento de estatura o de peso menor que lo que debería ser requiere una investigación médica adecuada y, en algunos casos, un tratamiento.

La tasa de crecimiento de los niños sufre variaciones durante el período de desarrollo y la mayoría de ellos se encuentran dentro de los parámetros normales. Afortunadamente, mediante la utilización de un control sistemático,las fallas en el crecimiento pueden detectarse, diagnosticarse y tratarse en la infancia temprana. La evaluación del crecimiento es usualmente realizada por el pediatra en los controles periódicos, y para definir si se encuentra dentro de lo esperado se utilizan métricas como: comparación contra los valores de referencia de la población (tablas de crecimiento publicadas en la página de la Sociedad Argentina de Pediatría, www.sap.org.ar), talla de los padres, evaluación de la nutrición y diagnóstico de enfermedades que pueden estar afectando el crecimiento. Ante la sospecha de problemas en el crecimiento es común que el pediatra derive al paciente a un especialista para el diagnóstico final y, de ser necesario, el posterior tratamiento.

Una de las causas que ocasiona problemas para alcanzar la talla esperable es la deficiencia de la hormona de crecimiento (conocida también como somatotrofina). Actualmente existen una variedad de tests más o menos precisos para confirmar la deficiencia de hormona de crecimiento y sus causas. Una vez confirmado el diagnóstico, la aplicación de somatotrofina ha mostrado ser una herramienta terapéutica efectiva y segura en el tratamiento de dicha deficiencia. Existen además otras patologías que se asocian con baja talla adulta en las cuales el tratamiento con hormona de crecimiento ha demostrado eficacia, como ser: el Sindrome de Turner, el Sindrome de Prader-Willi, la baja talla idiopática y el retraso de crecimiento intrauterino o niños pequeños para su edad gestacional.

 

Más información